EspañolItalianoEnglish

Derecho Migratorio

Correo electrónico Imprimir PDF

El Derecho Migratorio se refiere a las políticas gubernamentales nacionales que controlan el fenómeno de la migración. El derecho migratorio se relaciona con el derecho de nacionalidad, que gobierna el estatus migratorio de las personas en materias relacionados con la ciudadanía.

El derecho migratorio varía de país en país. Algunos países pueden mantener leyes estrictas que regulen la entrada, el lapso de estadía, el derecho a trabajar, participación en el gobierno de los extranjeros, entre otros aspectos. La mayoría de los países tienen leyes que designan un proceso de naturalización, mediante el cual los inmigrantes pueden convertirse en ciudadanos.

En la República Dominicana el derecho migratorio se encuentra actualmente regulado por la Ley General de Migración No. 285-04. Dicha ley regula los flujos migratorios en el territorio nacional, tanto en lo referente a la entrada, permanencia y salida, como a la inmigración, la emigración y el retorno de los nacionales.

Nuestra misión es brindarles asesoramiento a los nacionales extranjeros, tanto empresas como individuos, en el fiel cumplimento de las normas que regulan la inmigración en el país.

Tramitamos los siguientes procesos:

Visa de Estudiante: este visado, regulado por el Decreto No. 370-02 del Poder Ejecutivo, se otorga para beneficiar a todos aquellos extranjeros que se inscriban o matriculen en alguna universidad o institución educativa del país; su duración se encuentra sujeta al período de los estudios a realizar por el solicitante.

Visa de Turismo: esta debe ser solicitada con anterioridad a la fecha de entrada al país. Es expedida por la Secretaría de Estado de Relaciones Exteriores, a través de las Misiones Diplomáticas y Consulares de la República en el exterior, y disponibles en los aeropuertos dominicanos, a favor de todo extranjero que desee ingresar al país.

Visa de Residencia: Constituye un requisito previo para la obtención de la residencia dominicana. Es expedida por el Departamento de Cancillería de la Secretaría de Estado de Relaciones Exteriores. El trámite de obtención dura aproximadamente cinco (5) meses, y una vez obtenida tiene una duración de sesenta (60) días con una reentrada, luego de lo cual se inicia el proceso de solicitud de la residencia provisional.

Visa de Negocios con fines Laborales: este visado, está regulado por el Decreto No.317-02 de fecha 9 de mayo del 2002. Requiere de la existencia de un contrato de trabajo y permite a los extranjeros entradas múltiples al país. Debe ser tramitado y obtenido previo al ingreso al país a través de los Consulados Dominicanos en el Exterior. Esta se obtiene en aproximadamente tres (3) meses y por una vigencia de seis (6) meses a un (1) año dependiendo de la vigencia del contrato de trabajo del solicitante.

Residencia Provisional Común: Constituye el trámite a seguir con posterioridad a la obtención de la Visa de Residencia y permite al extranjero obtener su Cédula de Identidad, su Licencia de Conducir y su Tarjeta de Residencia, con la cual podrá tener múltiples entradas al país. La misma es expedida por la Dirección General de Migración en un tiempo aproximado de dos (2) meses y por una vigencia de un (1) año.

Residencia Definitiva Común: Luego del vencimiento de la Residencia Provisional se procede, entonces, a solicitar la Residencial Definitiva Común por ante la Dirección General de Migración. Dicho trámite toma aproximadamente sesenta (60) días y tiene una vigencia de varios años.

Residencia por Inversión Extranjera: En la actualidad existe un procedimiento especial, creado para beneficiar a inversionistas extranjeros, sus Ejecutivos o Gerentes y Técnicos Especializados, ambos contratados por las empresas establecidas en el país, así como sus cónyuges e hijos menores de 18 años.

Consiste en la autorización de una residencia especial con los mismos derechos que la Residencia Común pero es obtenida en un máximo de cuarenta y cinco (45) días.

Para aplicar en este procedimiento es necesario haber invertido en el territorio dominicano una suma igual o mayor a los doscientos mil dólares estadounidenses (US$200,000.00), previo registro de la misma en el Banco Central de la República Dominicana.

Residencia a Pensionados y Rentistas de Fuente Extranjera: El 13 de julio del 2007, la República Dominicana adoptó un ulterior instrumento para atraer inversión extranjera al país, promulgando la Ley No. 171-07, que establece incentivos a favor de jubilados y a rentistas, dominicanos o extranjeros, que habiendo manifestado su intención de trasladar su residencia definitiva a la República Dominicana, reciban de una fuente primaria extranjera una jubilación de un valor mínimo de US$1,500.00 mensuales o una renta de por lo menos US$2,000.00 mensuales, o valor equivalente en euro o pesos. Las personas que adopten este régimen legal para regular su estatus migratorio en la República Dominicana se beneficiarán además de las prerrogativas reconocidas por la Residencia por Inversión Extranjera, entre las cuales citamos: la exoneración de los aranceles aduanales relativos a la mudanza de bienes de uso doméstico y efectos personales, y de su automóvil usado.

Residencia Provisional y Definitiva para Hijos de Padres Dominicanos: Beneficia a todos los extranjeros menores de edad o dependientes menores de veintiún (21) años de edad, cuyo padre y/o madre sea de nacionalidad dominicana.

Nuestra firma además ofrece los servicios legales para la obtención de documentación migratoria:

Naturalización

Nacionalización Dominicana

Permiso para Viaje de Menores de Edad

Tramitamos los siguientes procesos:

Visa de Estudiante: este visado, regulado por el Decreto No. 370-02 del Poder Ejecutivo, se otorga para beneficiar a todos aquellos extranjeros que se inscriban o matriculen en alguna universidad o institución educativa del país; su duración se encuentra sujeta al período de los estudios a realizar por el solicitante.

Visa de Turismo: esta debe ser solicitada con anterioridad a la fecha de entrada al país. Es expedida por la Secretaría de Estado de Relaciones Exteriores, a través de las Misiones Diplomáticas y Consulares de la República en el exterior, y disponibles en los aeropuertos dominicanos, a favor de todo extranjero que desee ingresar al país.

Visa de Residencia: Constituye un requisito previo para la obtención de la residencia dominicana. Es expedida por el Departamento de Cancillería de la Secretaría de Estado de Relaciones Exteriores. El trámite de obtención dura aproximadamente cinco (5) meses, y una vez obtenida tiene una duración de sesenta (60) días con una reentrada, luego de lo cual se inicia el proceso de solicitud de la residencia provisional.

Visa de Negocios con fines Laborales: este visado, está regulado por el Decreto No.317-02 de fecha 9 de mayo del 2002. Requiere de la existencia de un contrato de trabajo y permite a los extranjeros entradas múltiples al país. Debe ser tramitado y obtenido previo al ingreso al país a través de los Consulados Dominicanos en el Exterior. Esta se obtiene en aproximadamente tres (3) meses y por una vigencia de seis (6) meses a un (1) año dependiendo de la vigencia del contrato de trabajo del solicitante.

Residencia Provisional Común: Constituye el trámite a seguir con posterioridad a la obtención de la Visa de Residencia y permite al extranjero obtener su Cédula de Identidad, su Licencia de Conducir y su Tarjeta de Residencia, con la cual podrá tener múltiples entradas al país. La misma es expedida por la Dirección General de Migración en un tiempo aproximado de dos (2) meses y por una vigencia de un (1) año.

Residencia Definitiva Común: Luego del vencimiento de la Residencia Provisional se procede, entonces, a solicitar la Residencial Definitiva Común por ante la Dirección General de Migración. Dicho trámite toma aproximadamente sesenta (60) días y tiene una vigencia de varios años.

Residencia por Inversión Extranjera: En la actualidad existe un procedimiento especial, creado para beneficiar a inversionistas extranjeros, sus Ejecutivos o Gerentes y Técnicos Especializados, ambos contratados por las empresas establecidas en el país, así como sus cónyuges e hijos menores de 18 años.

Consiste en la autorización de una residencia especial con los mismos derechos que la Residencia Común pero es obtenida en un máximo de cuarenta y cinco (45) días.

Para aplicar en este procedimiento es necesario haber invertido en el territorio dominicano una suma igual o mayor a los doscientos mil dólares estadounidenses (US$200,000.00), previo registro de la misma en el Banco Central de la República Dominicana.

Residencia a Pensionados y Rentistas de Fuente Extranjera: El 13 de julio del 2007, la República Dominicana adoptó un ulterior instrumento para atraer inversión extranjera al país, promulgando la Ley No. 171-07, que establece incentivos a favor de jubilados y a rentistas, dominicanos o extranjeros, que habiendo manifestado su intención de trasladar su residencia definitiva a la República Dominicana, reciban de una fuente primaria extranjera una jubilación de un valor mínimo de US$1,500.00 mensuales o una renta de por lo menos US$2,000.00 mensuales, o valor equivalente en euro o pesos. Las personas que adopten este régimen legal para regular su estatus migratorio en la República Dominicana se beneficiarán además de las prerrogativas reconocidas por la Residencia por Inversión Extranjera, entre las cuales citamos: la exoneración de los aranceles aduanales relativos a la mudanza de bienes de uso doméstico y efectos personales, y de su automóvil usado.

Residencia Provisional y Definitiva para Hijos de Padres Dominicanos: Beneficia a todos los extranjeros menores de edad o dependientes menores de veintiún (21) años de edad, cuyo padre y/o madre sea de nacionalidad dominicana.

Nuestra firma además ofrece los servicios legales para la obtención de documentación migratoria:

Naturalización

Nacionalización Dominicana

Permiso para Viaje de Menores de Edad

 
You are here: